Marzo Infantil, 1ª parte

Este mes, como os contaba en la entrada anterior, he cogido todos los libros para nenes (y no tan pequeños) que tenía pendientes de leer en mis estanterías, y tengo la firme intención de pegarme un atracón de literatura infantil. De momento he leído dos y medio, y estas son mis impresiones de los libros acabados.

literatura infantil

El Tesoro de Barracuda, de Llanos Campos y con ilustraciones de Júlia Sardà, es el último ganador del Premio Barco de Vapor que entrega la editorial SM. Me ha decepcionado un poco, pero empezando por lo bueno, hay que destacar el estupendo trabajo de la ilustradora y lo preciosa que es la edición. Es un libro bonito, bonito; y además esto acompaña a la historia y enriquece la lectura. Tiene algunos momentos muy divertidos, los piratas tienen nombres desternillantes (algo fundamental) y lo de que “quién tiene un libro, (y amigos piratas), tiene un tesoro” nunca dejará de funcionar.

Sin embargo, el final me ha parecido muy precipitado. Aunque se dan suficiente pistas anteriormente en la narración como para entender qué ha pasado, es demasiado súbito; y justo después del capítulo que parece el final natural, por lo que el efecto es un poco raro. Además en la historia hay cincuenta y tres piratas, y ni una chica. Cuántas niñas habrán disfrutado con estas aventuras, y no hay ni un personaje femenino mínimamente relevante. Una pena. Por último, los malos malosos son piratas chinos, y su representación en algunos momentos tampoco es de las más inspiradas. Así que tengo sentimientos encontrados sobre este libro, pero sobre lo que no tengo ninguna duda es sobre la calidad de la edición.

piratas


El Hombre que Abrazaba a los Árboles, de Ignacio Sanz e ilustraciones de Ester García, es el premio Ala Delta que otorgó Edelvives en el año 2013. Con este libro no tengo dudas, es muy recomendable. Cuenta una historia pequeña y sencilla; la relación de un anciano leñador que ama la naturaleza y una niña muy curiosa. Con ellos descubrimos viñetas de la vida de los protagonistas y del pueblo siempre en relación con su bosque. El final es precioso, real y emocionante. Creo que es una lectura enriquecedora para pequeños y mayores, y estos conectarán con otros temas, como con aspectos de la naturaleza sobre los que no nos paramos a pensar, ya que la muerte es ley de vida o lo que perdura de nosotros en el mundo. El autor cita a Auden al comienzo del libro, quien dice que la cultura de un pueblo se mide por la extensión de sus bosques. Qué bonita es esta historia, que lo que cultiva es la sensibilidad y el amor por la transmisión de historia de mayores a pequeños. Y así sí que también podemos medir su calidad.

Y que sepáis que esta edición también es de lo más bonita:

El hombre que abrazaba a los arbolesEsto es todo por hoy, el próximo lunes os traeré más literatura infantil. Buena semana para todos.

Anuncios

Recomendaciones Día del Libro.

  • Para los más peques y amantes de las bicicletas: Luces en el canal (ver más).
  • Para rebeldes con causa: Persépolis (ver más).
  • Para fans de “El guardián entre el centeno”: Algún día este dolor te será útil (ver más).
  • Para hipsters en potencia con sentido del humor: Muerte a los coches (ver más).
  • Para románticos empedernidos: La trama nupcial (ver más).
  • Para conocer al protagonista más entrañable de la historia: Grandes esperanzas (ver más).
  • Y para los que creen que los gatos son criaturas diabólicas: El maestro y Margarita (ver más y artículo en El País sobre la última edición).